Los hay que no paran de hablar mientras están "sentados", otros accionan la cisterna y salen corriendo, algunos ni siquiera la accionan y dejan su huella, otros leen el periódico o hacen un sudoku, unos bajan...